Cómo mejorar tu Social Selling Index de LinkedIn y sacarle partido

¿Sabías que LinkedIn califica tu actividad en esta red social? Lo hace con el Social Selling Index, una “nota” del 0 al 100 que te pone a ti y a todos sus usuarios. ¿Quieres saber qué factores tiene en cuenta para ponerte esta nota? ¿Y cómo puedes mejorarla?

El Social Selling Index (SSI) es una de las principales métricas que te ofrece LinkedIn para medir cómo de bien lo estás haciendo en esta red social. Y lo hace en  base a unos determinados criterios que te voy a indicar en este post.

***Mejora tu SSI de LinkedIn para obtener unos mejores resultados***

Aprende qué es el SSI de LinkedIn y cómo mejorarlo

Qué es el Social Selling Index

El Social Selling Index lo creó LinkedIn en 2014. Al principio medía el esfuerzo comercial de los equipos de venta. Dos años después lo generalizó a todos sus usuarios, aunque sigue midiendo el “esfuerzo comercial” de cada uno de ellos.

Quizás esto que te acabo de decir te pueda resultar raro, sobre todo si tu labor no es comercial. La pregunta que te estarás haciendo seguro es: ¿entonces, si mi labor no es comercial, cómo es que el Social Selling Index sigue midiendo mi “esfuerzo comercial” en LinkedIn?

Pues sí, solo que ahora el SSI mide el esfuerzo comercial que llevas a cabo por mejorar tu propia marca personal (o personal branding) y alcanzar tus objetivos en LinkedIn. A continuación te dejamos un vídeo explicativo para que no te quede ninguna duda de lo que es el SSI:

¿Aún no sabes cuál es tu SSI?

Para saber cuál es tu Social Selling Index es muy sencillo. Tienes que iniciar sesión en LinkedIn y hacer clic en este enlace. Te saldrá algo parecido a esto:

Social Selling Index ejemplo

¿Satisfecho con tu SSI? ¿No te esperabas esa nota? Si te parece baja no te preocupes, LinkedIn actualiza todos los días tu Social Selling Index (aunque el gráfico que te da es semanal). Así que si te aplicas a la tarea y haces bien tus “deberes”, tu nota irá subiendo.

Y si tu nota es alta, enhorabuena, pero no te relajes y sigue haciendo así de bien las cosas. O incluso aún mejor, porque seguro que estarás de acuerdo conmigo en que siempre se puede mejorar.

Para que tengas referencias sobre si tu nota es alta o baja, te diré que una nota por encima de 80 ya se considera muy buena.

El propio LinkedIn te da también dos referencias que te permiten comparar tu Social Selling Index con otros usuarios de esta red social:

  • Te da el SSI medio de las personas que forman parte de tu red de contactos.
  • Te da también el SSI medio de los profesionales que están en LinkedIn y que pertenecen a tu mismo sector (no importa si forman parte de tu red o no).

Factores que influyen en el Social Selling Index y cómo puedes mejorarlos

Los factores que tiene en cuenta LinkedIn para ponerte esta nota (es decir, para asignarte tu Social Selling Index) son cuatro. Cada uno de ellos se valora sobre un máximo de 25 puntos, de ahí que sumándolos todos el SSI sea un número de 0 a 100.

A continuación te digo cuáles son esos factores, y qué puedes hacer en cada uno de ellos para aumentar su puntuación.

✔  Tu marca personal / profesional

Debes tener un buen perfil en LinkedIn:

  • Completa todas sus secciones y apartados.
  • Presta especial atención al titular profesional, al extracto, y a las secciones de experiencia y educación.
  • Ten una buena foto en tu perfil (que sea profesional).
  • Consigue recomendaciones (por lo menos tres). Y no te olvides de darlas tú también, ya que tan importante es recibirlas como darlas.

Pero no te contentes con tener un buen perfil: sé activo en LinkedIn y publica contenido relevante para tu audiencia.

***Sea cual sea tu objetivo profesional, LinkedIn te ayudará a conseguirlo, ¿quieres que te ayude?***

Formación sobre LinkedIn

✔  Tu capacidad para encontrar a los contactos adecuados

Construye una red valiosa de contactos, en la que haya cantidad (numerosos contactos) pero también calidad (que tus contactos estén en consonancia con los objetivos profesionales que te hayas marcado al estar en LinkedIn):

  • Busca contactos valiosos en LinkedIn. Haz uso de todas las posibilidades de búsqueda que te ofrece esta red social (por ejemplo, la búsqueda usando filtros).
  • Echa un vistazo a tus contactos de 2º grado. Entre ellos seguro que encuentras personas que te interesa que pasen a ser contactos tuyos de 1er. grado.
  • Echa también un vistazo (y hazlo con regularidad) a las personas que han visitado tu perfil.

Invita a esos contactos valiosos que vayas encontrando a que formen parte de tu red (no te olvides de hacerlo enviando siempre una invitación a conectar personalizada).

✔  Interactúa aportando contenido

  • Interactúa con el contenido que publican otros usuarios de esta red social: dando a “me gusta”, comentando o compartiendo algunas de sus publicaciones.
  • Publica tu propio contenido: tus propias actualizaciones; incluso, si te ves capacitado y con ganas, tus propios artículos en LinkedIn.
  • Lo que compartas y publiques ha de ser contenido de valor y relevante para tu público objetivo.
  • Hazlo con regularidad.

✔  Construye relaciones en LinkedIn

El netwoking es muy importante en LinkedIn. Interactúa con tus contactos:

  • Felicítales en momentos señalados (en sus cumpleaños, cuando tengan un ascenso, cuando cumplan años en su empresa o cambien de puesto de trabajo…)
  • Ofrece ayuda cuando la soliciten.
  • Envía mensajes (por ejemplo, diciendo que te ha encantado un artículo suyo que has leído) y responde los que recibas.
  • Pide y da recomendaciones.
  • Amplía tu red de contactos enviando invitaciones a conectar.

Aprovecha las ventajas de conocer tu SSI

El Social Selling Index es una métrica, un indicador que te va diciendo si lo estás haciendo bien o no en LinkedIn, en base a los criterios que te acabamos de mencionar.

Hay un cierto debate sobre la verdadera utilidad del SSI. En general, la mayoría lo considera un indicador fiable; es decir, que existe una correlación entre tener un SSI alto y obtener buenos resultados en LinkedIn (y viceversa).

Como todo indicador, te puede servir para tomar medidas “correctoras” (en el caso de que no estés satisfecho con tu Social Selling Index) o de “mejora” (si estás satisfecho pero aún quieres estarlo más).

Por ejemplo, puedes ver en qué factores (de los cuatro que forman el SSI) estás mejor o peor, y puedes realizar un seguimiento (por ejemplo, semanal) de dichos factores, para así saber cómo van evolucionando con el tiempo las medidas “correctoras” y/o de “mejora” que estés llevando a cabo.

Aunque no pierdas nunca de vista que el Social Selling Index es sólo un medio que LinkedIn pone a tu disposición para ayudarte a conseguir tus objetivos en esta red social.

Lo importante no es el SSI. Lo importante es que consigas (o vayas consiguiendo) los objetivos que te hayas propuesto al estar en LinkedIn.

Y tú, ¿sabes cuál es tu Social Selling Index? ¿Estás satisfecho con él? ¿Utilizas el SSI para ir mejorando tu actividad en LinkedIn?

2018-06-19T14:29:36+00:00

Sobre el Autor:

Jorge Flores Alba

Dejar un Comentario

Productos Destacados

Próximos talleres

Junio, 2018

Sin evento

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies ACEPTAR

Aviso de cookies
X